Vitria, Muchachitas no… Vitraleras – Experiencias en La Habana

Vitria La Habana

«Tomado de Cuballama»

En las intricadas calles de La Habana Vieja, el antiguo Convento de Santa Clara, protagonista de más de una leyenda y polémicas, acoge tras sus muros sorpresas y, entre ellas, un proyecto de jóvenes emprendedoras que combinan la centenaria tradición del vitral con novedosas tendencias estéticas y de gestión.

Adriana de la Nuez e Irena Martínez se graduaron de la especialidad de Vidrio en la Escuela Taller de La Habana Gaspar Melchor de Jovellanos, y trabajaron un tiempo en la empresa constructora Puerto Carenas. Allí pusieron muchos cristales en puertas y ventanas, pintaron rejas… pero necesitaban volcar su creatividad y conocimientos en algo que las hiciera crecer. Entonces se enteraron de que la Oficina del Historiador de la Ciudad estaba apoyando proyectos emergentes y le presentaron la idea de Vitria. Luego de meses de espera, ya fuera por trámites y permisos o por falta de materiales o de lugar para trabajar, en 2014 les prestaron un ala del convento y allí comenzaron.

Vitria La Habana

Desde el inicio apostaron por un modelo de negocio híbrido en el que aprovecharan todas las capacidades adquiridas durante sus formaciones y prácticas laborales —son también licenciadas en Gestión y Preservación del Patrimonio Histórico y Cultural por el Colegio Universitario San Gerónimo—, a las cuales suman la energía de su juventud.

En Vitria nada se bota

Con una variada cartera de productos y servicios que incluye la restauración, elaboración e instalación de vitrales, además de otras creaciones de menor formato, en Vitria nada se bota. Los restos de cristal sobrante de las grandes y medianas producciones se convierten en lámparas, posavelas, collares, atrapasueños, adornos de pared y de mesa… Adriana e Irena exploran las múltiples posibilidades creativas del cristal, mezclándolo con metal, madera y materiales u objetos aparentemente inservibles.

Esta práctica ha sido muy útil, tanto para el negocio como para el medio ambiente: por una parte, permite optimizar costos y diversificar productos, y por otra, contribuye a la sostenibilidad, al estar a tono con la conocida regla de las 3R popularizada por la ONG Greenpeace, que llama a Reducir, Reutilizar y Reciclar toda materia que se emplee en la producción para minimizar los desechos contaminantes.

En cuanto a la elaboración de vitrales, se han centrado en la realización de trabajos por encargo. El Convento de Santa Clara les ha permitido desarrollarse profesionalmente, pero sus características arquitectónicas las aísla del mundo exterior, y actualmente no disponen de un local estable para vender sus piezas, por lo que necesitan clientes seguros para no desperdiciar material.

Vitria en La Habana

«Trabajamos enfocadas en el pedido de los clientes, que generalmente nos piden vitrales para puertas, ventanas, marquesinas. Tenemos una cartera de referencia y sugerimos una línea que puede ser más tradicional o moderna, abstracta o figurativa, pero la decisión final siempre la dicta el cliente. Muchas veces llegan y te dicen “quiero esta imagen”, otras veces ni saben lo que quieren, pero la tendencia va por flores y pajaritos».

Combinar «lo útil y lo bello»: uno de los retos principales de Vitria

Es imprescindible, para un proyecto autogestionado y de reciente creación, contar con las reglas del mercado, que a veces puede ser caótico, con clientes por lo general desorientados y otros cuya visión está anclada al referente Tiffany desarrollado entre 1878 y 1933 en la Tiffany Studios en Nueva York, que si bien marcó un hito en la decoración de su época, ha evolucionado para adecuarse a las tendencias arquitectónicas contemporáneas. El diálogo con los clientes para combinar «lo útil y lo bello» constituye uno de los retos principales de Vitria.

«Vamos sacando las ideas, las esbozamos a mano, se lo enseñamos, y si están de acuerdo, lo procesamos en la computadora en Photoshop para llevar esa maqueta al vitral. Estudiamos, previamente, el espacio en el que será ubicado, para ver los colores y las formas del ambiente, de manera que nuestro encargo armonice».

Aunque su rango de precios está sobre los 300 CUC por metro cuadrado, esa cifra puede aumentar según la complejidad del producto, la cantidad de piezas que requiera, los colores, o los detalles pintados, pues en los vitrales, más que el tamaño, determina la cantidad y la forma de las piezas.

«Hemos hecho trabajos puntuales con la Oficina del Historiador, y hace poco prestamos nuestros servicios a una inmobiliaria estatal. Pero nuestros clientes principales son particulares, tanto para casas, como para negocios. Cuando empezamos no teníamos idea de cuánto se cobraba; averiguamos con profesores nuestros y pusimos un precio. No ha pasado que ningún particular nos pida diez metros cuadrados de vitral. Casi siempre solicitan creaciones para espacios más pequeños, que muchas veces no llegan al metro cuadrado, y quieren hacer un diseño muy cargado, que lleva mucho trabajo. Mientras más líneas y espacios pequeños, más complejo se vuelve. Por eso siempre le damos al cliente un aproximado, más el precio se fija luego del diseño. Hace poco hicimos un pavo real de trescientas piezas, y solo medía medio metro cuadrado. Trabajamos en él más de un mes. Por eso, además del tamaño, hay otras condicionantes que influyen: a veces se cobra el material y otras, el esfuerzo».

Una de las mayores dificultades para el negocio de Vitria está en los materiales, porque el vidrio es necesariamente importado, y las herramientas se compraron con el capital inicial.

«Estamos trabajando con los materiales con los que inauguramos la cooperativa. Para eso tú debes contar con un capital primario, pero nosotras éramos estudiantes y no teníamos cómo sacar nada. La Oficina del Historiador gestionó un presupuesto con la Oficina de Cooperación Internacional. Con ese dinero, que nunca tuvimos en la mano, pudimos seleccionar qué nos hacía falta comprar.

»Cuando trabajamos con alguna institución estatal, ellos pueden comprar vidrios, y nosotras solo ponemos la mano de obra. Con la Oficina del Historiador nos entendemos muy bien porque ellos gestionan las cosas muy rápido. Con el particular lo tenemos que poner todo, pero generalmente gastamos menos porque son trabajos de formato pequeño o mediano».

Para algunos puede resultar sorprendente ver cómo dos mujeres tan jóvenes llevan a cabo un oficio tan complejo, que requiere cierta fuerza física. Aunque las emprendedoras confiesan «coquetear» con el feminismo, rechazan la ideología «feminazi» —término empleado entre los jóvenes para describir la máxima que dicta: «Las mujeres somos mejores que los hombres». Adriana e Irena reconocen que ambos tienen las mismas capacidades y la clave está en demostrar las suyas sin solapar las de los otros. «A veces tenemos que imponernos. Mujeres, delgaditas… Muchos nos dicen “yo te cargo la escalera” o “¿y tú te vas a subir ahí?”, “¿tú puedes cargar ese vitral?”, “yo vivo en un tercer piso y hace falta colgarse de la azotea”. En el fondo piensan: “Pobrecitas ellas no pueden”.

«Buscan la figura masculina, y que nos conozcan y digan “esas muchachitas hacen de todo” ayuda a romper el tabú. En el Palacio del Segundo Cabo trabajamos a seis niveles de andamios, poniendo los cristales en el salón de protocolo. A lo mejor un hombre fuerte puede cargar un vitral él solo, nosotras lo hacemos entre las dos, pero no es una limitante».

El trabajo de Vitria ha sido reconocido en varios espacios. Han sido portada en publicaciones como Negolution, revista de emprendedores cubanos que circula en el alternativo «paquete semanal»; también han participado en audiovisuales como Mujeres… los poderes vitales del éxito, realizado por el Proyecto Palomas. Aunque su cooperativa todavía está en fase de consolidación, su empeño y capacidad para dialogar con varios públicos, auguran a estas jóvenes un futuro colorido, como sus vitrales, entre los emprendedores de la isla.

Tope de Collantes, Un paraíso natural que no debes perderte

Cascadas de Tope de Collantes en Cuba

«Vistar Magazine»

Entre las muchas maravillas naturales con que cuenta Cuba resalta Topes de Collantes, un área natural protegida en medio de la Sierra del Escambray y muy cerca de la turística ciudad de Trinidad, en Sancti Spíritus.

Salto del Caburni, Cuba

A una altura  de 800 metros sobre el nivel del mar y con el Pico San Juan como mayor elevación con 1140 metros de altura, la Sierra del Escambray atesora 686 mil especies de insectos y 8 mil 600 de aves. En este paisaje lleno de bellezas naturales está Topes de Collantes.

Si eres amante de estar en contacto directo con la naturaleza, disfrutas hacer senderismo y montañismo, descubrir extrañas especies de aves, reptiles y plantas en primera persona, este es el lugar ideal.

Tope de Collantes en Cuba

Topes de Collantes te brinda la posibilidad de salirte del estrés de la vida diaria y caminar relajado entre su naturaleza exuberante. Este parque está conformado por un conjunto de montañas, ríos y cuevas en estado natural.

Entre sus senderos puedes encontrar numerosas especies de animales endémicos, hermosísimos saltos de agua en medio de  un microclima único que propicia el florecimiento de árboles y frutos.  Esta zona natural es un lugar ideal para relajarte mientras disfrutas de aire puro y sus hermosas vistas, para hacerte y hacer las mejores fotos y sentir la naturaleza.

Entre sus numerosas atracciones llama la atención  El sendero de Carbuní que termina en un magnífico salto de agua con el mismo nombre. Esta es quizás la caminata más popular de todas: en sus dos kilómetros y medio de largo te lleva entre las plantaciones de café, las casas tradicionales y los acantilados hasta la cascada.

Otra caminata que no debes dejar de hacer es el Sendero Ecológico, también conocido como de las Vegas Grandes, que termina su recorrido en el Salto de Soroa, una increíble poza de agua cristalina.

El camino de La Batata te lleva entre preciosas vistas y te brinda la posibilidad de bañarte en aguas medicinales. La ruta de la Hacienda Codina te traslada hasta un rancho con baños de lodo medicinal, entre los bosques de bambú y las orquídeas. Ahí también puedes visitar la Cueva del Altar, la Isla de los Enamorados y un mirador natural con una espectacular vista panorámica del Valle de los Ingenios.

XXII Festival de Cine Francés en Cuba

Festival de Cine Frances en La Habana Cuba
El XXII Festival de Cine Francés presentará en Cuba 16 largometrajes entre el 17 y el 28 de abril.
Durante 11 días, la cita ofrecerá gran variedad de documentales, filmes actuales y clásicos y tres cintas de animación, dos de ellas galardonadas con el Premio Cesar en las más recientes ediciones del lauro de la Academia del Cine Francés.

Todos los cines de la calle 23 y el Multicine Infanta, proyectarán un total de 22 audiovisuales que luego llegarán a 12 provincias del país y el municipio especial Isla de la Juventud.

La película que abre el festival, Una razón brillante (Yvan Attal, 2017), será presentada por la protagonista Camélia Jordana, quien ganó el Cesar a la mejor actriz revelación por su desempeño en el papel de una joven que sueña con ser abogada y se matricula en la facultad de derecho más importante de París.

Otras cintas en cartelera son La villa (Robert Guédiguian, 2017), Las guardianas (Xavier Beauvois, 2017), Dilili en parís (Michel Ocelot, 2018), El gran baño (Gilles Lellouche, 2018), Sobre ruedas (Franck Dubosc, 2018), Cosas de la edad, Rock’n Roll (Guillaume Canet, 2017) y María by callas (Tom Volf, 2017), entre varias obras.

La 22 edición tendrá una sección dedicada a rendir homenaje al afamado director Henri-Georges Clouzot (1907-1977) sobre el cual brindará una conferencia el historiador francés Jean Ollé-Laprune, el 19 de abril en el Cine 23 y 12.

El tributo a Clouzot incluye la puesta de Manon (1949), filme ganador del León de Oro de Venecia; El salario del miedo (1953), distinguido con el Oso de Oro en el Festival de Berlín; Las diabólicas (1954), Premio Louis Delluc; y El misterio de Picasso (1956), Premio Especial del Jurado en el Festival de Cannes.

Además, llegarán a La Habana para participar en la cita la presidenta del Centro Nacional de la Cinematografía de Francia, Frédérique Bredin; la actriz de La villa, Anais Demoustier; el director de La douleur, Emmanuel Finkiel; la productora de Las guardianas, Sylvie Pialat; así como los artífices y creadores del Festival, Christophe Barratier y Nouredine Essadi.

Cuba: La Guía Definitiva para Viajeros LGBTQ +

Guia para viajeros LGTB en Cuba

Si estás buscando una guía exhaustiva sobre viajes LGBTQ + a Cuba, has venido al lugar correcto. Te contamos todo lo que necesitas saber, desde consejos de viaje, recomendaciones de bares y listas de reproducción. Tendrás una idea sobre la política sexual de Cuba y de los destinos gay friendly fuera de La Habana.

  • Una breve historia de la política sexual en Cuba
  • Consejo sobre viajes seguros en Cuba
  • Los mejores bares y discotecas gay de La Habana
  • Santa Clara: Ciudad Liberal de Cuba
  • Mi Cayito: La playa gay no oficial de Cuba

Una breve historia de la política sexual en Cuba

En los últimos años, Cuba ha comenzado a sentir los rumores de una revolución sexual. La reciente designación de Miguel Díaz Canel a la Presidencia cubana, es el el primer gobierno no castrista en casi 60 años. Se habla de una actualización de la constitución cubana que podría incluir la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo.

Pero no ha sido una hazaña fácil para la comunidad LGBTQ + de Cuba llegar a este posible punto de inflexión en la historia de Cuba. Los primeros años de la Revolución fueron pésimos en lo que respecta a los derechos LGBTQ +. La homosexualidad se consideraba «diversionismo ideológico», una afrenta a las aspiraciones hipermasculinas de la Revolución. Un sinnúmero de miembros de la comunidad LGBT + fueron encarcelados y enviados a campos de trabajo, junto con otros considerados ideólogos diversionistas (como disidentes políticos, religiosos y hippies).

El primer paso de los gays en Cuba

La homosexualidad fue despenalizada en Cuba en 1979. Para 1986, el Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX) anunció que la homosexualidad era una orientación sexual y que la homofobia debía frenarse mediante la educación.

Esto condujo a una liberalización sexual lenta pero constante en las esferas social, política y cultural. Personificada por el lanzamiento innovador de la película cubana más respetada internacionalmente, Fresa y Chocolate, en 1993. Una película que cambió por completo el discurso sobre la homosexualidad para toda una generación.

Mariela Castro (sobrina de Fidel e hija de Raúl Castro) encabezó la lucha por los derechos LGBTQ en Cuba. Esto condujo a la cirugía de reasignación de género gratuita en su sistema de salud en 2008.

En 2010, Fidel Castro aceptó plena responsabilidad por la persecución de los homosexuales en los primeros años de la Revolución. En 2012, Cuba dio la bienvenida a su primer político abiertamente transgénero ante el gobierno.

Desfile del orgullo gay en La Habana Cuba

Los gays y la Cuba de hoy

Hoy, Cuba disfruta de un desfile anual de orgullo gay en todo el país y de una animada vida nocturna gay. Esto ayuda a disipar algunas de las actitudes machistas que una vez estuvieron profundamente arraigadas en la sociedad cubana.

La valiente comunidad LGBTQ + de Cuba está levantando la bandera del orgullo muy en alto. Por lo que nunca ha habido un mejor momento para que los viajeros homosexuales se unan a La Gozadera en la isla más caribeña.

Sitios Gay Friendly en Cuba

Consejos sobre viajes seguros en Cuba para la comunidad LGBTQ+

En general, Cuba es un país seguro y no violento. Recibió el título de Destino de viaje más seguro en 2018. En general, es más tolerante que la mayoría de los países de América Latina y el Caribe.

Los viajeros LGBTQ + encontrarán que pueden ser abiertos con los cubanos sobre su sexualidad durante sus viajes a Cuba. Aunque está bien viajar abiertamente como pareja, la sociedad cubana sigue siendo socialmente conservadora. Por lo que las muestras públicas de afecto entre parejas del mismo sexo todavía no son lo más común.

Las mujeres también deben tener en cuenta que la escena para las lesbianas en Cuba es más clandestina que la de los hombres homosexuales. Las personas trans se sentirán aliviadas al escuchar que, en La Habana, las «travestis» tienen un alto nivel de visibilidad. Esto no significa que no encuentres alguna persona ignorante en el camino (como pasa en cualquier país).

En general, como extranjeros, los viajeros LGBTQ + encontrarán que en Cuba se garantiza un alto nivel de respeto, independientemente de su sexualidad o género. Sin embargo, otras provincias no son tan liberales como La Habana. No obstante en Cuba encontrarás paraísos para homosexuales como la ciudad de Santa Clara y la playa Mi Cayito). Aunque esto no debería ser motivo de preocupación, cuando se viaja fuera de la capital, es aconsejable tener en cuenta cada contexto social.

Proyecto Divino en La Habana

Cada sábado, en el Café Cantante, el Proyecto Divino ofrece una de las fiestas gays más sensacionales de toda La Habana. Con una chisporroteante variedad de drag, baile erótico y actuaciones de los artistas más populares de Cuba. El Proyecto Divino es un claro favorito entre la comunidad LGBTQ + de Cuba. Ofrecen fiestas que duran hasta el amanecer, justo al lado de la Plaza de la Revolución. A la mañana siguiente podrás tomar un taxi bajo las miradas deslumbrantes de José Martí y Ernesto ‘Che’ Guevara. ¡Viva la Revolución Gay en Cuba!

Café Cantante, Calle Paseo y 39, Vedado
+53 7 878 4275
Sáb: 11 p.m. -6 a.m.

BAR La Esencia en La Habana

Ubicado en una hermosa mansión colonial que data de 1880, La Esencia es probablemente el club más popular de La Habana en este momento. Los lunes son anfitriones de «diversas fiestas» donde puede disfrutar de las actuaciones de algunas de las Drag Queens más famosas de Cuba. Pero la fiesta no se detiene allí: con su ambiente gay friendly, vale la pena visitar La Esencia cualquier otra noche de la semana. Disfrutarás de una mezcla sexy de éxitos del club, clásicos del reggaetón y la salsa.

Los cubanos bailan como si estuvieran en el set de Dirty Dancing. Si sientes mucho calor toma un cóctel (los especialistas en coctelería de La Esencia nunca decepcionan). Sal a la encantadora terraza y tómate un momento para admirar el resplandeciente cielo nocturno de La Habana. Hay algo indescriptiblemente mágico en este lugar; que promete una noche que nunca olvidarás.

Calle B no.153 e / Calzada y Linea, Vedado
+53 7 836 3031
Lun-Dom: 6 p.m. a 3 a.m.

Cabaret Las Vegas en La Habana

Un cabaret de propiedad estatal, el Cabaret Las Vegas, es el lugar gay más emblemático de La Habana. Con actuaciones regulares de Drag Queens, como Imperio, Blanquita y Ashenal, un hito gay en La Habana. Este cabaret de fama nacional incluso aparece como telón de fondo de VIVA. Una historia desgarradora de las luchas de Jesús, una drag queen y su padre homofóbico.

Pelicula VIVA sobre una drag en Cuba

Aunque pequeño y sin pretensiones, encontrarás multitudes haciendo cola alrededor de la calle los fines de semana para entrar. La clientela tiende a ser diversa, desde turistas y locales, hombres homosexuales y (menos) mujeres homosexuales, personas transgénero y (ocasionalmente) parejas heterosexuales. También encontrarás jineteros (gigolos o ‘sugar babies’). Los shows y el baile erótico son altamente profesionales, considerando que el cabaret es financiado por el estado y los recursos en Cuba son limitados.

+53 7 836 7939
Calle Infanta No. 204, esquina 25, Vedado
Lunes a domingos de 4 a 8 p. M. Y 10 p.m.

Bar Madrigal en La Habana

Ubicado en el segundo piso de una casa colonial que se desmorona en el centro del Vedado. El Madrigal es un Lounge Bar artístico y atmosférico, cubierto con viejos carteles de cine y arte cubano contemporáneo. Propiedad del cineasta cubano Rafael Rosales (conocido por su aclamada película del mismo nombre) El Madrigal en La Habana ofrece un entorno gay-friendly con una mezcla ecléctica de turistas y locales. Este es el lugar perfecto para relajarse y disfrutar de un delicioso cóctel junto con algunas tapas criollas. Puede ser en el restaurante decorado de forma excéntrica o en el delicioso balcón de la terraza. Dependiendo de la noche, ¡también es posible que puedas disfrutar de música jazz en vivo!

Calle 17 No. 302 e / 2 y 4, Vedado

+53 7 831 2433
Martes a domingo: 6 p.m.-medianoche
Viernes-Sábado: 6 p.m. -4 a.m.

King Bar un bar gay en La Habana

King Bar en La Habana

En el moderno barrio del Vedado, El King Bar es un popular bar LGBTQ+ en La Habana, que se propone divertirte y sobrepasar los límites. La pista está en el nombre: una jugada descarada sobre la jerga cubana «kimbar / quimbar». Su significado lo descifrarás si vislumbras un pico del salaz logotipo del King Bar.

Este club nocturno ofrece una amplia variedad de bebidas. Y su exclusivo cóctel ‘Kingbeta’ es una refrescante mezcla de menta, leche, cacao y por supuesto, ron Havana Club. Las bebidas oscilan entre 3-5 CUC, pero si llegas al Happy Hour (de 5-8 pm) te ahorrarás un 50% en cervezas y cócteles. King Bar también sirve algunos de los mejores platos en El Vedado. Te deleitarán con una tentadora variedad de carne, pescado y opciones vegetarianas directamente de la parrilla.

¡Perfecto para preparar el estómago antes de una gran noche!

Calle 23 e / D y E, Vedado
+53 7 833 0556
Lunes a domingo: 7 p.m. a 3 a.m.

Fashion Bar La Habana

Fantástico y escandaloso. Fashion Bar La Habana es un club / bar que emite grandes vibraciones de La Cage aux Folles desde el momento en que entras. Los camareros super guapos te saludan «en topless»en la puerta, marcan la pauta para la noche y atenderán todos tus pedidos durante tu estancia.

Este bar habanero ofrece un espectáculo con una mezcla única de drag, baile erótico, comedias humorísticas, bailes interpretativos y aeróbicos amateur. También brindan un momento importante en el intermedio para educar al público acerca del sexo seguro. Términos políticamente correctos para la comunidad Queer y cuestiones de discriminación sexual. Divertido, kitsch y escandalosamente divertido, ¡este es un espectáculo que no te querrás perder!

San Juan de Dios, esq. a Aguacate, Habana Vieja
+53 7 867 1676
Sáb: 9 p.m. -4 a.m

Mi Cayito la playa gay de Cuba

Playa Mi Cayito en La Habana

Una playa Gay en la Cuba revolucionaria!

Tan celestial como el resto de la costa cubana. Este pequeño pero sereno tramo de mar y arena es la única playa abiertamente gay de La Habana.

Ubicada cerca de la capital, entre las famosas playas de Santa Maria del Mar y Boca Ciega. Mi Cayito es un paraíso para la comunidad LGBT +, donde la libertad sexual es bienvenida y celebrada.

Aunque pequeña, Mi Cayito ofrece todos los servicios básicos que se encuentran en las playas más grandes. Tumbonas y sombrillas disponibles para alquilar, así como un restaurante local, Las Palmitas, que sirve deliciosa comida cubana y refrescantes cócteles a precios irresistibles.

Puedes tomar el autobús turístico (¡con aire acondicionado!) Desde el Parque Central en La Habana Vieja, con un costo de 5 CUC por trayecto, o tomar un taxi por 15 CUC por trayecto.

Santa Clara: La Ciudad Liberal de Cuba

Es conocida como la «Ciudad del Che» debido a sus vínculos históricos con el difunto líder revolucionario. Santa Clara se hizo un nombre como punto de referencia y centro político gay para el activismo LGBTQ + en Cuba.

Con una gran energía y una pionera escena cultural, la autoproclamada Ciudad Liberal se ha convertido en un oasis de libertad sexual. Donde las fronteras de género desaparecen en un abrir y cerrar de ojos. Todo gracias a El Mejunje (‘La Mezcla’), un centro cultural que reveló el primer show de Drag oficial de Cuba en 1989. Esto causó un efecto dominó que ayudó a cambiar las actitudes hacia la comunidad gay en toda la isla de Cuba …

Santa Clara es una ciudad universitaria, hay un ambiente divertido, joven y vanguardista. Esto se suma al ya sustancial atractivo del Mausoleo Che Guevara y el histórico Parque del Tren Blindado. Santa Clara es el punto de partida perfecto para ir a Trinidad, Cienfuegos o Cayo Santa María. Vale la pena visitarla por lo menos durante uno o dos días.

Artículo recomendado: Tope de Collantes, Un paraíso natural que no debes perderte

El Mejunje en Santa Clara

Una visita a Santa Clara no es nada sin una noche en el histórico Mejunje. Es un innovador centro cultural y discoteca establecida por el legendario Ramón Silverio a fines de la década de 1980. El Mejunje significa «Mezcla» y busca reunir a personas de todos los ámbitos de la vida. Proporciona una plataforma para estudiantes, intelectuales, personas homosexuales y grupos marginados con el fin de promover la tolerancia y la aceptación (¡y divertirse!).

El Mejunje sigue siendo un lugar favorito entre los locales, atrayendo a una multitud ecléctica con presentaciones semanales de drag, salsa, rock y son.

Necesitas más inspiración? Llámanos al 0034 910 40 29 38 para comenzar a diseñar tus vacaciones. Nuestro equipo de expertos nacidos en Cuba utilizará sus profundos conocimientos para crear un itinerario personalizado adaptado a todas tus necesidades.